Electric movement: el futuro del automóvil eléctrico elite

Dos titanes están en guerra por el mercado elite con carros de lujo eléctricos y un rendimiento increíble, los que les dará ventaja sobre la mayoría de los constructores de autos. juanmanuelmanassero

 

2025. Es el año en que Noruega tiene previsto prohibir la venta de vehículos de gasolina, creando de esta forma un movimiento para que varios países del viejo continente sigan el mismo camino, anunciando el inicio de un cambio mundial hacia vehículos sin emisiones (ZEV).

Esta noticia es de gran impacto para la empresa Tesla de Elon Musk, pero no es una sorpresa, ya que este movimiento ha sido creado, en parte, por su visión de ofrecer carros de lujo eléctricos, creándoles una ventaja sobre la mayoría de los fabricantes de automóviles mundiales, los cuales tendrán pocas opciones eléctricas que estén al mismo nivel en el transcurso de la próxima década. O al menos eso se pensaba…

Volkswagen y su mesa directiva están por aprobar la construcción de una nueva fábrica masiva de baterías eléctricas cerca de la fábrica de motores de VW existente en la localidad alemana de Salsgitter, para poder competir directamente contra Tesla antes del 2020.

Tesla. (Foto: El Hartista)

Tesla. (Foto: El Hartista)

Las baterías han sido la pieza faltante en los ambiciosos planes de la compañía, que según el diario económico alemán Handelsblatt, invertirá alrededor de 11,000 millones de dólares en la nueva fábrica. Al día de hoy la única comparación directa es Gigafactory de Tesla en el estado de Nevada, que con un costo de construcción de alrededor de 5,000 millones será, en su momento, la mayor fábrica de baterías de iones de litio en el mundo cuando sea terminada.

Tesla y sus inversionistas consideran la Gigafactory como una enorme ventaja competitiva. En el corto plazo, ninguno de los grandes fabricantes de automóviles son capaces de comprar suficientes pilas para construir y cumplir con la demanda de vehículos eléctricos frente a frente con Tesla. Eso significa que Tesla tendrá un poder considerable en la fijación de precios en un mercado de rápido crecimiento para los coches eléctricos de lujo durante al menos los próximos 5 años, tiempo suficiente para que Tesla logre alcanzar la escala que necesitará para ser un jugador importante en el largo plazo.

Si la propuesta de VW se hace realidad y pone en marcha un plan agresivo con su programa de construcción apoyado en sus marcas Porsche, Audi, Bentley, Lamborghini y Bugatti, podría crear un mercado muy interesante en los próximos años para el consumidor de vehículos eléctricos de lujo.

Porsche reiteró el compromiso de la compañía para los híbridos como el Panamera S E-Hybrid y el Mission E Concept totalmente eléctrico, que introduce una tecnología innovadora de carga rápida con una versión de producción que espera lanzar en tres años, con una inversión de un billón de dólares en su planta de Stuttgart-Zuffenhausen para producir el coche deportivo totalmente eléctrico.

En cuanto a especificaciones del Mission E, tendrá más de 600 caballos de fuerza y un rango de 310 millas por carga de batería. Porsche dice que la batería alcanzará una carga del 80% en 15 minutos, aproximadamente dos veces más rápido que el supercargador de Tesla Motors, ya que ha duplicado los típicos 400 voltios de energía utilizados por los vehículos eléctricos.

Audi, por su parte, tiene planeado un SUV de batería eléctrica, cuya producción comenzará a principios de 2018.

Ambos modelos serán competidores directos del Tesla Model X y Model S mediante un compromiso económico formidable y una estrategia de crecimiento por parte de un competidor determinado, mucho antes de lo esperado por los inversionistas de Tesla.

Dentro de su portafolio de vehículos y con el potencial de fabricar baterías internamente, VW debe de tener intenciones ambiciosas más allá de su marca base. Podremos ver modelos eléctricos de Bentley, Lamborghini y Bugatti en los próximos 5 años, o híbridos de lujo que puedan competir con el i8 de BMW.

La ventaja de Tesla, en su momento, fue la innovación de ofrecer vehículos exclusivos con un rendimiento increíble para un mercado de elite. Este mismo segmento es uno que las filiales de lujo de VW han dominado durante las últimas décadas, lo que hará un panorama muy interesante para el consumidor antes del 2020, con el objetivo claro de desbancar a Tesla como el productor premier de vehículos de lujo eléctricos.

Y mientras estos 2 titanes inician su guerra, existen rumores de que Apple y Samsung estarán entrando al mercado en los próximos años… Esto apenas comienza.